Comienza un cambio radical

¿Qué se necesita para en verdad vivir como me gustaría vivir?

¿Por qué pareciera que otros lo pueden lograr incluso fácilmente mientras a mí me toma demasiado trabajo y esfuerzo?

Esas eran mis preguntas hace poco más de un año al haber finalizado de manera poco satisfactoria mi negocio anterior; el cual me daba dinero, sí; pero no me daba satisfacción.

¡Qué tal! Si no me conoces, mi nombre es Daniel Gaona y ahora te escribo desde un punto totalmente opuesto al que me sentía cuando comencé a cuestionarme con preguntas como las que leíste al comienzo.

Hoy te puedo decir que incluso es un placer vivir cada momento haciendo lo que me apasiona y recibiendo dinero por ello.

Tal y como lo acabo de mencionar, hace un año exactamente las cosas fueron terribles; no quiero ahondar en detalles, pero sí puedo decirte que no lo pasé nada bien.

Fue en ese entonces cuando también me cuestioné… ¿por qué, si sé hacer tantas cosas… no encuentro un lugar en el que me sienta cómodo y al que pertenezco?

Bien, pronto llegó la respuesta…

¡Porque ni siquiera lo has buscado!

Duro, pero cierto. He pasado toda mi vida haciendo cosas para resolver situaciones del momento, pero nunca haciendo cosas para vivir con propósito.

Muchos dicen que en cuanto tengan éxito financiero entonces podrán dedicarse a lo que en verdad les apasiona… ¡qué pérdida de tiempo!

Es una buena excusa para esconder el miedo a la incertidumbre.

Muchas personas nacen, crecen y mueren sin nunca jamás saber cómo se siente haber cumplido su más grande sueño… y eso es una terrible pena.

Todo por no haber confiado en que su sueño les daría todo.

El periodo de incertidumbre

Si bien es cierto que yo me sentía en terrible incertidumbre cuando llegó este cambio, lo cierto es que me dije a mí mismo:

De aquí no me muevo hasta que sepa qué exactamente es lo que quiero hacer con mi vida.

Y así lo hice… no fue algo que sucedió en un solo día; fue una secuencia de días en las que me dediqué a leer, a escuchar audios, a escribir, a caminar a solas por la naturaleza, a levantarme más temprano.

Puedo decir que… ya sabía lo que quería: quería tener un sentido y un propósito. Y así, dejé de enfocar en lo que no quería; cosa que parecen obvia pero que casi nadie respeta.

¿Cuántas veces ves las noticias con cosas que NO quieres saber? ¿O llega alguien a platicarte de algo que le sucedió a otra persona que NO te interesa y te escuchas todo el chisme?

Los ejemplos pueden seguir y seguir, pero creo que entiendes el punto.

¿Cómo encuentro lo que sí quiero?

Si   ahora te estás preguntando, ¿cómo puedo dejar de poner atención en lo que no quiero para entonces comenzar a hacer lo que sí quiero, mi recomendación es que:

  1. Te tomes el tiempo necesario y libre de distracciones de manera total para poder estar contigo mismo(a)
  2. Sigas instrucciones de alguien que ya haya alcanzado al menos saber qué es lo que desea y sepa cómo lo hizo para poder guiarte
  3. Pongas en práctica lo que se te aconseja

En realidad, es bastante simple, pero pocos se dan el tiempo de hacerlo.

Si ya estás en el punto de querer en verdad hacerlo; entonces te puedo recomendar esta guía que yo mismo he hecho para poder planear un día extraordinario.

>>> Haz clic aquí para descargar la guía y ver el video

lp-cover-003

Sígueme en Facebook: http://bit.ly/297Y5Z1

Sígueme en Twitter: http://bit.ly/29bcJw1

Suscríbete a mi Canal en Youtube: http://bit.ly/297wHXk

About The Author

Daniel Gaona

Puedo apoyarte esos pequeños grandes pasos que se requieren para mover tu vida desde donde estás hasta donde te gustaría estar. Incrementa tu voluntad...